El cuerpo de una madre

Si conseguiste librarte de la tiranía y la presión de la imagen pasada tu adolescencia, puede que tras estrenar maternidad te vuelvan a presentar batalla. Los cuerpos de mujeres con los que nos bombardean desde los anuncios, las series, las películas, las revistas, muchas veces no son cuerpos de madres. Tú tienes que saberlo. La sociedad debe saberlo.

Querida yo a los 13

Querida yo a los 13. Van a decirte muchas cosas: que el primer beso es un fiasco, que el amor para siempre no existe, que tu mejor aliado de una buena fiesta es el alcohol, que eres una idealista. Querida yo a los 13. Sé idealista. Sé libre.