makelovehappen-hacer-el-amor-comunicacion

Hacer el amor: conversaciones para uniros más

¿Hablar sobre sexo? ¿No es la manera definitiva de quitarle todo romanticismo y espontaneidad al asunto? Esther Perel comenta que los hombres y las mujeres a veces caen en la trampa de pensar que si hay que hablar sobre este tema eso significa que no hay buena conexión sexual: «¿Qué tal si lo repensamos? ¿No tiene más sentido que si sientes que puedes comunicar de manera abierta y con confianza lo que quieres eso es un signo verdadero de una buena conexión sexual?». La comunicación sirve para conocerse sin miedo, y esto, como dicen en "Sexo para inconformistas", ayuda a que los dos estén relajados «ya que no se tiene que fingir lo que no se es».

makelovehappen-el-amor-es-paciente

«El amor es paciente…»

«El amor es paciente». Lo hemos oído miles de veces. ¿Pero qué implica eso? ¿Paciencia es simplemente aguantar, soportar? ¿Cómo ser paciente en medio de una sociedad tan rápida?

MAKELOVEHAPPEN mendigar amor

El amor se lucha pero no se mendiga

¿Qué haces si te gusta alguien pero “no mueve ficha”? ¿Y si mueves ficha tú pero recibes un “no”? ¿A partir de cuántos “noes” hay que darlo por perdido? Aquí va un post con alguna de mis reflexiones al respecto. Tenía un esquema pensado en 2015 y cuando lo retomé hace unas semanas para ponerme con este artículo vi que no me servía casi nada. Os confieso que es un tema sobre el que me gustaría pensar más —porque, quién sabe, de aquí a 6 años podría escribir algo diferente a esto— así que ¡estaré encantada de leer vuestras opiniones y experiencias!

equilibrio pareja tiempo makelovehappen

10 claves para la gestión del tiempo en el matrimonio (y 3 bonus)

El equilibrio entre la individualidad de cada uno y la unión que habéis creado al casaros no suele ser algo que surja automáticamente, y puede que nos pasemos por un lado o por el otro, según nuestras maneras de ser, costumbres, o los ejemplos que hayamos tenido alrededor. Familia, amigos, hobbies —tiempo para uno mismo, en general—, trabajo y familia de origen parecen ser cinco bolas que tiras al aire y con las que tienes que hacer malabares intentando que ninguna caiga al suelo.